Motor

Il cavallino rampante

Decía Calderón de la Barca que la vida es sueño y los sueños sueños son. No hacemos daño a nadie por soñar. Cuando era joven pensaba que poseer un coche como el que tenía el vecino, un Reanult 21, me haría ser el hombre más feliz del mundo. Con el paso de los años, aquel sueño que parecía tan difícil de conseguir, no solo se ha convertido en realidad sino que ha sido mejorado. Cuando ya fui mas mayor el sueño se ha hecho más imposible, irrealizable diría más bien, pero no deja de ser un sueño y quién sabe si algún día lo conseguiré. No confundo sueño con deseo, este es más peligroso y dañino, ya que si deseas algo con tanta vehemencia y pasión como yo lo hago con mis sueños, su no realización te puede llevar a un estado de frustración permanente y desmotivación. Por consiguiente solo sueño con lo imposible y deseo aquello que pueda llegar a realizarse.

En que tertulia o conversación no ha salido alguna vez el tema de los sueños. ¿Tú que harías si te tocara el cuponazo? ¿Qué sería lo primero que harías?  Y empezamos a soltar, cada uno a su manera, toda suerte de prioridades. Que si una casa con cesped, piscina, pista de tenis, jardín. Hacer partícipes del premio a la familia. Organizar un espectacular viaje por los lugares que siempre quisiste conocer alojándote en los mejores hoteles y comiendo en los restaurantes que recomienda la Guía Michelin. Comprarte un velero, un barco o un catamarán. O quizás el coche que siempre deseaste poseer. Todo esto, a excepción del velero o el barco o el catamaran yo lo haría. Los barcos se los dejo para gente de mar. Soy hombre de tierra firme aunque ahora viva en una isla. Cosas de la vida. Pero yo en mis sueños tengo una prioridad. Me persigue la estampa de Il Cavallino Rampante. No existe en mis sueños, sí en mis deseos, ninguna otra prioridad que poder sentarme al volante de un Ferrari 599 GB. ¡Impresionante! ¡Maravilloso! ¡Espectacular! ¡Orgásmico! ¡Carísimo!, esto último no me preocupa demasiado, tenéis que recordar, que en mi sueño, tengo los nueve millones del cuponazo del viernes. Definitivamente me lo compro el lunes. Antes voy a mirar que número ha resultado premiado. Puede que sea el mio. Il cavallino rampante está más cerca que ayer.

De momento me conformo con mirarlo. Que bonito que es el jodío.

Clic en las imágenes para agrandar y disfrutar.

 

Categorías:Motor

Tagged as: , ,

1 reply »

  1. Demasiado coche para mí. Yo prefiero algo más normalito, como por ejemplo el Aston Martin Vanquish, que lo encuentras barato en cualquier concesionario… xDDDD.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s