Cine

Al Límite (Edge of Darkness), de Martin Campbell (Crítica)

Al Límite, de Martin Campbell

Mucho tiempo ha pasado desde que vimos a Mel Gibson por última vez en la gran pantalla tras haber dedicado estos últimos años a la dirección de dos películas en las que, más que prestigio, recibió criticas buenas y malas, de todo tipo, y también un rechazo por parte de Hollywood convirtiéndolo en un director vetado por la polémica que conllevaban sus historias. A pesar de ello, ya ha comentado en las últimas entrevistas que tiene un nuevo proyecto entre manos y quizás con el empuje que pueda darle su vuelta a la interpretación y ser dueño de la productora Icon Productions, le ayude a recuperar la buena reputación que tenía antaño. Una curiosidad sobre su productora: actualmente financia la cuarta parte de Mad Max que se encuentra en preparación y dirigida por George Miller, el mismo de las películas originales. ¿Aparecerá Max con su Interceptor en ella?

Al Límite originalmente se trataba de una mini serie británica de los años 80 y cuenta la historia de Thomas Craven, un veterano y respetable inspector de policía de Boston de la vieja escuela que cree en la ley y en el buen hacer de las cosas, con una buena reputación a sus espaldas por resolver todos sus casos tratándolos por igual y sin excepciones. Hombre honrado pero con una vida solitaria. Su hija, Emma, es el único tesoro que tiene y a pesar de no ser un padre perfecto, la ama por encima de todo. La echa mucho de menos y no tiene noticias de ella desde hace tiempo, hasta que un día, recibe su visita para quedarse con él deseando recuperar el tiempo perdido. Pero Thomas ve algo distinto en su hija, se ha vuelto reservada y apenas quiere hablar de su vida o su trabajo y además su estado de salud no es bueno y no entiende la necesidad de visitar a un médico. Repentinamente, su condición empeora y de camino al hospital es asesinada accidentalmente en un tiroteo en el que él era el verdadero objetivo. Traumatizado y con una vida destruida por completo, emprenderá un camino personal de venganza en el que descubrirá un secreto que su hija escondía de una magnitud que no imaginaba, en un viaje sin retorno cruzando la línea del bien y el mal que le conducirá a una conspiración a nivel nacional llevada por poderosos y corruptos enemigos. Ya no tiene nada que perder, su vida no le importa y la ley no puede hacer nada por él. Thomas hará cualquier cosa para encontrar al asesino de su hija y si es necesario llegará al límite para alcanzar su venganza.

Teniendo en cuenta que Martin Campbell tiene en su filmografía las presentaciones como agentes 007 de Pierce Brosnan y Daniel Craig (GoldenEye y Casino Royale respectivamente, sus primeras películas) y se ha dedicado mayoritariamente al género de acción, era de suponer que Al Límite no seria una de esas películas en que todo es suspense y tensión, que la tiene, pero dirigido hacia unos derroteros un poco más movidos. Al director parece que no le va mucho eso del drama, a él lo que le interesa es meter al espectador directamente en el meollo y que de comienzo la trama con escasas presentaciones ya que tan sólo unos escasos minutos iniciales son los que usa para dar nombre a sus protagonistas y situar a cada uno en su ambientación correspondiente. Nos presenta al padre, a su hija y con unos pocos diálogos entre ellos dos ya se nos da por hecho su distanciada relación. Apenas nos muestra la personalidad de la figura central de la historia de Thomas, el porqué de la distancia o de lo importante que es ella para él para que durante la película el espectador sienta auténtica empatía por lo sucedido, un elemento que en mi opinión es muy importante en este tipo de historias.

Mel Gibson y Novakovic

Mel Gibson y Bojana Novakovic

¿Han visto El Fuego de la Venganza, de Tony Scott?, otro día les hablaré de ella y os la recomiendo mucho. En ella, el director usaba un ritmo argumental muy bien planificado ya que durante el metraje, la historia se da su tiempo para conseguir que sintamos la química entre sus dos protagonistas (Denzel Washington y una pequeña Dakota Fanning) y que, a partir del giro argumental, mantenga la fuerza y la tensión necesaria hasta el final de la historia cumpliendo el objetivo de que su argumento llegue al corazón y a las mentes de sus espectadores. Porque lo más importante en este tipo de historias es que sus imágenes consigan meternos en la piel del protagonista y hacernos partícipes de lo que sucede, si no, la historia de venganza fracasa y no es creíble o dicho de otra forma, no nos ha importado en toda la película lo que ha sucedido o el sufrimiento al que están sometidos los implicados.

Pero el director, como decía antes, tiene unos ases bajo las mangas que usa hábilmente para que su historia, a pesar de la escasez de drama, no caiga en el aburrimiento absoluto. Se trata de la acción y del impacto visual. La historia es simple, al padre feliz le asesinan su hija, él no sabe por qué y quiere averiguarlo a toda costa, persiguiendo a cada uno de los implicados hasta dar con el culpable principal y de paso, colar un mensaje crítico de la política y la corrupción actual. Para ello, mezcla momentos de suspense y otros de acción y auténtico impacto que sorprenden por su espectacularidad y sorpresa. El drama, queda a un segundo plano usando el trauma psicológico como excusa, pero que le añade un dulce toque entre tanta conspiración.

Nada decepcionante y muy entretenida. Si son de aquellos a quienes les gusten los thrillers que van directos al grano sin ataduras ni complejos dramas de por medio, seguro que les gustará mucho. Llena de acción, escenas de impacto y villanos muy de película del género. Una buena opción para ir al cine un domingo por la tarde. Mel Gibson vuelve a la interpretación sin que se note el paso del tiempo (aparte de la edad, obviamente) y nos demuestra que aún puede aguantar esto y más. Aunque para mí, siempre será el agente Riggs. Se me hace difícil verle hacer de policía con otro nombre. ¿Arma Letal 5? Quién sabe…

Bienvenidos al infierno… ¿Qué se siente?

Categorías:Cine, YouTube

Tagged as:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s