Día: 27 octubre, 2010

Patente de Pérez-Reverte

Qué queréis que os diga. Es el mundo al revés. Los progres lamentando sus exabruptos hacia el ex ministro y los neo liberales aplaudiendo con las orejas. Lo que os cuento, el mundo al revés. Personalmente, siento una gran admiración hacia el escritor y académico, no sólo por esta dualidad profesional, que también, sino sobre todo, por su valentía de denunciar aquello que otros, conscientes de los muchos actos que tendrían que ser reprobados por su pluma o por sus teclas, no hacen. Son los paniaguados y pesebreros del poder político o de los medios. Vamos, como la mayoría de nosotros, resignados cobardes ante un futuro económico y político más que incierto.