Reflexiones

Navidad; entre la ilusión y el dolor

Oigo últimamente con demasiada frecuencia esta frase; “Oh no por favor otra vez  Navidad, que lata”

Y yo entre sorprendido e incrédulo pregunto. ¿No te gusta la Navidad? ¿Cómo es posible? Pero si son las fiestas más entrañables, las únicas fiestas que logran el milagro de convertirte, aunque sólo sea unos minutos, unas horas, unos días, nuevamente en niño.

Y me responden. Sí, recuerdo perfectamente que cuando era un niño me gustaban. Los días previos a esas Fiestas estábamos nerviosos por la cantidad de acontecimientos que iban a sucederse; la compra de los turrones, mazapanes, polvorones y toda clase de dulces. Nuestros padres los escondían bajo llave en algún lugar de la casa,  y nosotros aunque sabíamos dónde estaban nos ilusionaba saber que dentro de unos días esa llave que escondían tus padres volvería a abrir ese escondite,  y podríamos disfrutar, primero mirándolos y luego engulléndolos hasta ponernos enfermos del atracón. Porque no eran solo los dulces, antes de eso sobre la mesa en la que nos sentábamos toda la familia iban apareciendo plato tras plato, primero los embutidos, luego  la sopa de navidad, después el pavo o el pollo relleno, el postre y por último los deseados dulces escondidos durante días.

Pero claro, pasan los años y algunos de los que se sentaban a esa mesa ya no están. El padre que nos llevaba a la montaña en busca de musgo para decorar el Belén, y de tiendas para comprar la pandereta, las castañuelas o la zambomba ya no está entre nosotros. La madre, que disimuladamente iba escondiendo por toda la casa los regalos de reyes que iban a convertirnos en los más felices niños del mundo, también nos ha dejado. Y ese dolor es tan intenso que prefieres que no lleguen estas fiestas o por lo menos que pasen cuanto antes.

Sí, recuerdo que era muy feliz esos días, con los dulces y con los regalos de reyes. No importaba si el regalo era de mucho valor o poco, no entendíamos de valores económicos, entendíamos que ese día era el más especial porque saldríamos a la calle todo orgullosos mostrando al mundo lo que los Reyes Magos nos habían traído. Un arco con sus flechas, o un revolver plateado y sus cartucheras llenas de balas coloreadas, o la espada, el casco y el escudo de soldado romano que mostrábamos con orgullo como hijos del Cesar de la última peli de romanos que habíamos visto en la sesión doble de los jueves.

¡Qué felices éramos con tan poco! ¿Y por qué no ahora? ¿Por qué a tanta gente ya no le gusta? ¿Por qué incluso entran en esos días en un estado de depresión?

Duele recordar durante la Navidad a todos esos seres queridos que tanto queríamos y que se fueron. Y en estas fechas los recordamos aún si cabe con más nostalgia que nunca. Porque ya no vamos a la montaña en busca de musgo, y las panderetas, castañuelas y zambombas las compramos nosotros sin que nadie nos acompañe y los dulces no importa ya esconderlos, los compramos por tradición pero sabiendo que cuando lleguen las fiestas y adornemos las bandejas con los dulces no atraerán la atención de los niños, salvo quizá el turrón de chocolate.

¡Cuánto ha cambiado todo! Es cierto, que durante estas fiestas, recordamos más a los seres queridos que nos han dejado, y que en algún momento de estas celebraciones te apetecería apartarte y llorar pensando cuán felices éramos y cuánto añoramos a los que se han ido. Pero no es menos cierto que estas fiestas, son al fin y al cabo, lo que tú quieras que sean. Y yo, por unos instantes, tanto sean minutos, horas o días regreso al pasado y me veo como niño cuando miro el rostro iluminado de los niños de ahora y esa luz que se desprende de sus ojos durante las fiestas de Navidad y Reyes no la percibes el resto de los otros días del año.  Por eso me sigue gustando la Navidad. La mirada de esos niños me devuelve a los felices años de mi infancia. Recuerdo con mucho cariño un villancico, al que puse música, con letra de mi hermana pequeña Ida, fallecida ya hace diez años. Así decía su letra:

Que venga Navidad

que venga Navidad

regalando ilusiones

compartiendo canciones

de fe, de amor y paz.

Que venga Navidad

que venga Navidad

estrechemos las manos

juntemos corazones

es hora ya de amar

Felicidades família

felicidades família

ahora que estamos unidos

junto a los seres queridos

al Niño Dios que ha nacido

hay que adorar.

Felices Fiestas para todos

Buenas noches y feliz día


Categorías:Reflexiones, Sociedad

Tagged as: , ,

5 replies »

  1. Hola Esteban.

    Tienes razón , en navidad regresan con nosotros los recuerdos de aquellos que ya no están, en caso mio mi madre. Pero como dice Manuel, nos toca tomar la posta, aunque no tenga niños (aún) me queda una fenomenal tira de sobrinos, con quienes puedo sembrar recuerdos.

    Espero mañana, cuando ellos celebren sus fiestas, ser una de esas personas a las que recordaran por regalarles momentos inolvidables en su infancia.

    Me alegro de que pasaras muy buenas navidades. Reitero mi saludo en esta preciosa entrada.

    Me gusta

  2. Hola Almaes.
    En mi tierra hace tiempo está prohibido coger musgo del bosque hay que comprarlo.
    Hace años; los reyes magos eran tres y no trescientos como se puede ver ahora en todos los canales de televisión. El señor del traje rojo no había llegado con su bolsa llena de tecnología y se esperaba el día de reyes con ilusión todos los días de las navidades. Los juguetes hacía ilusión porque los traían “los reyes” y eran un premio que los niñ@s esperaban impacientes todo el año. No era lo mismo celebrar, un santo que un cumpleaños que el día de reyes. Los magos se acordaban de los niños en casa de los padres, abuelos, tios…
    La zambomba…ay! la zambomba… ya no se ven ni se oyen zambobas por las calles, recuerdo de niño ir cantando por las casa de los ecinos villancicos y ellos te obsequiaban con el “aguinaldo” un dulce o unas pesetas para golosinas o tebeos. Cuantas cosas han cambiado pero en una estoy totalmente de acuerdo contigo, me gusta la navidad porque veo en los ojos de los más pequeños aquella ilusión que todos teniamos de niños.
    Muchas gracias por venir a visitarme , todos andamos excasos de tiempo y se agradece en fechas tan señaladas.
    ¡Felices Fiestas!
    Un abrazo.
    Un abrazo.

    Me gusta

  3. Cierto, la vida pasa y quien antes tenía un papel hoy no está, pero somos nosotros quienes debemos ocupar dicho lugar para los que vienen detrás.

    Quizás con tanta campaña pre-navideña y navideña, tanto consumismo, tanto trabajar y trabajar, tanta crisis, tanto centro comercial lleno de luces… lo que suceda es que hemos olvidado lo realmente importante de la navidad, estar todos juntos y disfrutar de esos días con los nuestros.

    Tampoco ayudan las ciudades, que cada año aparecen más ‘peladas’ de los adornos que hace unos años los Ayuntamientos ponían en casi cada calle, hay menos ambiente navideño, incluso diría que menos alegría en las calles.

    Hace un par de semanas, que estuve unos días en Munich, tuve la ocasión de ver auténticos mercadillos navideños llenos de puestos de dulces, bebidas y productos típicamente navideños, y de gente que paseaba de uno a otro comprando algún pequeño adorno, tomándose algún típico dulce o una bebida caliente.
    Eso mismo que allí, en un día de diario, era de lo más normal, aquí lo echo de menos en unas ciudades cada vez más grises.
    Nuestros políticos, por desgracia, gastan más dinero en coches oficiales, dietas para comilonas y otras chorradas, que en intentar inspirarnos un ambiente más positivo y recordarnos que la navidad ya está aquí.

    Pasa felices fiestas y que el próximo año nos traiga a todos ese sentimiento positivo que tanto necesitamos.

    Me gusta

  4. Hola Almaes, mis mejores deseos para ti y los tuyos en éstas fiestas Navideñas y desearte que sigas siempre mirando éstas fechas con los ojos y la ilusión de un niño, por mucho que falten seres queridos para ti. Porque nunca perdamos la ilusión y la capacidad de sorprendernos con pequeñas cosas (porque ahí radica la verdadera felicidad, no lo olvides), te deseo una Feliz Navidad y un 2.011 cargado de buenos momentos y con muchas sonrisas. Un abrazo

    Me gusta

  5. Hola Almaes, si que es cierto que hay muchas personas que ven tristes las Navidades por todo lo que nos cuentas , pero sobre todo por la falta de seres queridos.
    En estas fechas a casi todo el mundo le faltan seres queridos incluida yo, yo me acuerdo todo el año de ellos, pero lo hago con cariño, los tengo presentes, están en mi corazón, y mientras estén ahí, estarán conmigo.
    Conforme paso los años, más disfruto de mis segundos, minutos, horas con los que estoy y aún viven. Tengo presente que cualquier día puedo faltar yo o pueden faltar algunos de ellos, por lo tanto los amo al 100×100 y sobre todo en el tiempo que estamos juntos. Y ESO es lo que hay que tener en cuenta y fomentar, vivir, amar, disfrutar ese tiempo, para cuando faltemos quede en esencia y en nuestros corazones.

    No hay que mirar atrás, pudimos ser más felices, tener épocas entrañables, momentos inolvidables, pero lo que hay que fomentar es el ahora, lo que hacemos, vivir el momento, disfrutando de ellos para que el mañana sea armonioso y entrañable apareciendo la felicidad y la sonrisa en nuestro rostro y en nuestros corazones.

    Hay que hacer el ahora bueno y disfrutar de lo que tenemos al máximo. Esa es la clave. Es lo único que tenemos, el mañana no sabemos si llegara y como muy bien dicen muchos el pasado ya paso y en base del conjunto y de nuestra actitud es lo que nos permitirá ser felices.

    Y hablando de felicidad Almaes, TE DESEO QUE TENGAS UNAS FELICES NAVIDADES ACOMPAÑADO DE LOS QUE APRECIAS CON AMOR Y UNA BUENA CONVERSACIÓN, ES LO QUE TE LLENA, A LA VEZ QUE EL PRÓXIMO 2011 TE SEA PRÓSPERO LLENO DE SALUD Y FELICIDAD, CON BUENAS DECISIONES PARA TU AVANCE Y EL DE LOS TUYOS, QUE ES EL DE TODOS.

    RECIBE UN ABRAZO Y MUCHAS GRACIAS POR TU FELICITACIÓN. maricmasi.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s